Seguidores

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

domingo, 27 de enero de 2013

¡El Dulce e Inocente mundo de Sara Kay!


En mi adolescencia viví momentos maravillosos, uno de ellos fue conocer los hermosos dibujos de Sara Kay. Me gusta mucho dibujar y siempre los hacía para decorar una carta, un cuaderno del cole o para hacer mis pequeñas notitas de amistad y también de amor.  A los 15, quién no tiene la ilusión de conocer a su Príncipe Azul?... cosa de chicas cursis, las de antaño por supuesto... ésa soy yo, una sobreviviente del romanticismo y admiradora número uno de Sara Kay.




Hoy en día es un poquito raro escuchar a las jovencitas adolescentes hablar de Príncipes y de Hadas, el romanticismo se ha ido al rincón del olvido, sin embargo, yo suspiro de sólo recordar... y a pesar del tiempo transcurrido, siempre guardo gratos recuerdos de los dulces y tiernos dibujos de Sara.




¿Pero quién es Sara Kay?

Sara Kay es una reconocida artista con un gran don y talento para el dibujo. Ella vive en la lejana Australia, lejos de la ciudad de Sidney y de sus millones de habitantes. 

Su tranquilo hogar se encuentra ubicado en el centro de un jardín subtropical, lleno de matas, acacias, eucaliptos... y de helechos de casi dos metros de altura... me imagino que será un paraíso cautivador. 

Es aquí donde vive con su hijo Adam, su hija Alisson, su perro Plip y tres gatos. Son ellos y la majestuosa naturaleza la que inspiraron el talento de Sara para plasmar adorables dibujos, famosos en todo el mundo.

Sara comenzó su carrera con mucha humildad, a pesar del éxito increíble de su arte, sigue siendo una persona modesta y sencilla, virtudes que admiro en las personas.

Fue después que se casó y del nacimiento de su primer hijo, que empezó a dibujar, sintiéndose motivada por todo el amor que recibió en la granja de sus abuelos, el mismo que transmitió a sus hijos. 

Así nacieron las primeras historias de niños y sus animales, bellas imágenes que fueron descubiertas por una importante firma de tarjetas postales, lo que dio inicio a su camino triunfal con sus primeros veinte dibujos.





Los niños, los jóvenes, los padres y los abuelos de todas partes del mundo se sienten atraídos por los dibujos de Sara, ya que en cada uno de ellos nos muestra un lenguaje puro y mágico.

Son sus dibujos los que hasta hoy, inspiran también, mi pasión por escribir... transmitiéndome el gran deseo de volver al inocente, sano y dulce mundo de Sara Kay...

Nuria Lourdes. (12:20 a.m.)


12 comentarios:

  1. Hola Nuria, muy bonita la historia de Sara Kay. Las imágenes son preciosas y muy inocentes. Y demuestran que en la vida hay que trabajar para poder comer y vivir. Demuestra que hasta los niños/as tienen que hacer esfuerzos y luchar para conseguir lo que desean.
    Saludos y besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Isa, qué gusto verte de nuevo y felíz con tu visita.
      Como bien dices, la vida es bella, pero para lograr nuestras metas y objetivos siempre debemos ser perseverantes, confiar en nosotros mismos y entregar siempre lo mejor.
      Te dejo un fuerte abrazo amiga, gracias por estar aquí.

      Eliminar
  2. A mí siempre me ha parecido un poco cursi, la verdad, pero no le quito mérito. Si ha tenido tanto éxito tiene que ser por algo. Un besote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Álter, siempre contenta de contar con tu visita, mi hermana siempre me decía que más romántica y cursi como yo... no había en este planeta... jijiji, a veces me recuerdas a ella!
      Besitos.

      Eliminar
  3. A mi también me gusta muchisimo! No había vuelto a pensar en estos dibujos desde hace muchos años pero recuerdo que tenía uno troquelado de una parejita dándose un beso, me encantaba!
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Bionda, me alegra muchísimo tu visita y sobretodo que también gustes de los dibujitos preciosos de Sara Kay... veo que también tienes un corazoncito romántico. Jijiji... ya somos dos.
      Besotes.

      Eliminar
  4. Hola Nuri.
    Yo tenía cojines con fundas de dibujos parecidos, no se si serían de esta dibujante.
    Sabes, aún conservo la niña interior, aquella princesita que soñaba con los cuentos de hadas y el príncipe azul y esto que soy bastante mayor que tú.
    Te mando un beso, Montserrat

    ResponderEliminar
  5. Pues yo no recordba el nombre de la artista, pero si su trabajo. Me parece excepcional y entrañable.

    ResponderEliminar