Seguidores

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

jueves, 27 de septiembre de 2012

¡"KIMBA" y sus Gatunos! (III)

Miauuuuuuu... hoy les traigo una nueva aventura gatuna, es que yo me las traigo y aunque me salve mil veces de mis travesuras, ya estoy sentenciá...

Resulta que mi bella escritora, agobiada con los problemas rutinarios  tiene la cabeza en otra parte y muy molesta; aprovechando que ha llegado un espectáculo circense a la ciudad, hizo un cartel gigante que decía: -¡Se regalan gatitos acróbatas, malabaristas y cariñositos!... pegué un grito felino, mis pequeños serían regalados, me imaginé a los trabajadores y al dueño de circo haciendo cola para llevárselos. 

¡¡¡Snifmiauuuuu!!!, pero no crea que lo permitiré. Así que he decidido junto a mis inocentes criaturas preparar un plan para que no le queden ganas de hacerlo otra vez y me pida perdón para siempre... he dicho!

Hoy salió para la oficina muy contenta, parece que ha resuelto unos casitos y eso significa que habrá rica comidita gatuna, pues como les dije una vez su Whiskas, me tiene aburrida, pero mis cachorritos opinan lo contrario, les gusta mucho y dejan el plato casi vacío. (Encontré otra notita en la refri... Hoy, deli-delicias para "KIMBA")... ya la espero con ansias, es día de pago.




El amenazante cartel, estaba pegado en el interior de la puerta, ya que vivimos en un departamento alquilao  y también en los otros dos pisos siguientes hay inquilinos. Cada persona que bajaba veía el cartel, yo atenta, parecía seguridad del gobierno, pero con la misión de resguardar a mis pequeños, hasta me puse un chaleco de la muñeca de mi amita, Rizitos de Oro.
Escritora por apurada dejó la puerta abierta y mis cuatro gatunos y yo, decidimos escapar.

El hijo de la dueña de casa vio a mis pequeñines y levantó en sus brazos a dos llevándoselos para su habitación, me alegré muchísimo, era mejor; a que se los lleven al circo y sean comida para leones reflacos y con mucha hambre. Aunque seamos parientes de los felinos, a la hora de los loros no les interesa ná... y zas, pa dentro... a la panza.

Mi bella escritora no sospecha ná... y cada vez que sale al trabajo, yo subo a la habitación del buen samaritano que adora a mis gatunos, y que cuando los visito, me quiña un ojo y me dice: -¡Tranquila, aquí están seguros, aquí no pasa ná!

¡Miauuuuuuuuu.... me voy... siento los pasos de mi amita!


¡Kimba!








Personal y Cultura!
¡Gracias por tu apoyo!
Cariños!

19 comentarios:

  1. Aunque no soy muy amante de los gatos reconozco que la histroria es amena.
    Bss

    ResponderEliminar
  2. Me empiezan a gustar lasa historias gatunas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Bueno...Yo si soy un fanatico de los gatos, casi podria afirmar que soy uno de ellos.
    Son fantasticos, maravillosos, arrogante, esbeltos,mimosos, tiernos; pero nnunca sumisos son simplemente: espectaculares.
    Un saludo Nuria.

    ResponderEliminar
  4. Hola dulce Kimba.
    Tus cachorritos seguros que vivencono reyes felinos.
    Tu amita es una delicia, cuidala bien.
    Besos y mimos de Montserrat y sus gatos Pipo y Crispin

    ResponderEliminar
  5. Hola Nuria, buenas tardes,
    muy linda entrada,
    realmente entretenida!
    la foto de la gatita ... es tuya?
    es hermosa! =)

    que tengas una linda noche
    besitos

    ayer, llegué tarde y me cerró la escuelita =(

    ResponderEliminar
  6. Giusseppi daniel De La Cruz Ruesta.27 de septiembre de 2012, 22:15

    Muy lindo mami pero aún extraño los gatitos despues de todo no se los comieron los leones...

    ResponderEliminar
  7. Lindos gatitos, te mando un beso y buen viernes

    ResponderEliminar
  8. Me gusta mucho la ternura que transmite tus relatos...que lindos gatitos!!
    Un abrazo y feliz fin de semana.
    Ramón
    P.D.; Te voté en los premios Bitácoras, espero te vaya bien.

    ResponderEliminar
  9. Ja ja ja, cuanto me he divertido con esta entrada. Un 10. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Kimba! Seguro que tus gatitos son tan guapos que ningún león se atreverá a comérselos!
    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Y me dijistes una vez que los gatos te encantaban y desde luego que aqui lo confirmas, lindos gatitos, !!!!MIAUUU!!!! un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Jajajajjaajaja Me encantas Kimba. Ya me has enganchado con tus aventuras. Tu escritora y dueña me conoce y sabe que me encantan los animales y que tengo un señor gato también, yo me hago tu cómplice y aunque la quiero mucho a ella prometo ser tu complice, cuando hablemos las dos por face, me haré la sueca.

    Hacerse la Sueca: (hacer como que no se da cuenta mirando para otro lado)
    Besos para ti y tus gatitos.

    ResponderEliminar
  13. El amor por las mascotas es también el reflejo del corazón.
    Buena historia Nuria.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. ¡Qué historia tan original y divertida! He disfrutado mucho leyéndola.

    Besos^^

    ResponderEliminar
  15. ¡¡Pero que relato tan encantador!! Que lindos gatitos, y que bien han de vivir los condenados, sí que se les ve la buena vida con esa mamá tan genial que tienen, que no sólo se preocupa por darles mucho mucho amor, sino también por su reputación, ¡jajaja! Como dices "si supieran..." ¡Son unos lindos! Y por cierto, yo tengo y crío peces y soy amante de los peces, así que ahí sí que estamos medio desentonadas ;)
    ¡Un beso, Nuria!
    Excelente entrada como es lo usual encontrar por aquí.

    ResponderEliminar
  16. ¿Pero cómo se le ocurre a tu mami humana regalar a tus hijitos así sin más? Tiene que abrir, al menos, un expediente de adopción en toda regla, para estar segura de que no se los lleva ningún desalmado...

    Dulces caricias.

    ResponderEliminar
  17. Qué tierna historia, Kimba. Eso, tu lucha por tus gatitos. Seguro que tu dueña te da las deli-delicias de todas formas. Te guardaré el secreto de tus niños gatunos, ahí cerca les puedes vigilar y ver crecer.
    Una rascadita tras la oreja y la panza!

    ResponderEliminar